• Modo de uso
  • Frotar las manos palma con palma, sobre dorsos, espacios interdigitales y muñecas durante al menos 10 segundos. Aclarar con abundante agua corriente.

  • Beneficios
  • Jabón de manos reparador con aceite de argán, aceite de jojoba, aceite de coco y aceite de oliva. Arrastra fácilmente los restos de suciedad, células muertas y grasa, aportando un extra de hidratación. Cuida las manos, dejándolas suaves y limpias sin irritar ni generar astringencia

    Estimula la activación de los fibroblastos de la piel gracias a la centella asiática.

    Estimula la renovación celular.

    Repara la piel dañada, el envejecimiento y la tirantez.

    Tiene propiedades antioxidantes gracias al aceite de jojoba.

  • Ingredientes principales
  • Aceite de Argán: El aceite de argán es rico en vitamina E, vitamina A, contiene una gran cantidad de antioxidantes y posee el 80% de ácidos grasos esenciales como el ácido linoleico, oleico, araquidónico y gamma linoleico. Por este motivo, es un aceite con grandes propiedades antioxidantes, hidratantes, nutritivas y regenerantes. Aparte de sus cualidades hidratantes y antioxidantes que combaten los signos de la edad, ofrece propiedades regenerativas para la piel que restauran la película hidro-lipídica, mejorando la eslasticidad de la piel. Está muy indicado para pieles con problemas de acné, irritaciones, eczemas, psoriasis, sequedad o quemaduras.

     

    Aceite de Jojoba: Contiene una elevada concentración de vitamina E y minerales. Esto hace que este aceite sea un potente antioxidante y proteja la piel de los efectos de los radicales libres, responsables de algunos tipos de cáncer y del envejecimiento de la piel. También es un excelente antibacteriano y fungicida y muy eficiente en regular los niveles de grasa de la piel.

     

    Extracto de Centella Asiática: Interviene en la circulación sanguínea y en la producción de colágeno. Aporta antioxidantes que ayudan a tratar los signos de la edad. La Centella Asiática está destinada a mejorar la hidratación, retrasar la aparición de arrugas y renovar los tejidos. Todo esto sin olvidar el enorme poder cicatrizante de esta sustancia. 

  • Lista de ingredientes
  • Aqua, Cocos Nucifera Oil, Olea Europaea Fruit Oil, Cetearyl Alcohol, Sodium Hydroxide, Citric Acid, Benzyl Alcohol, Xanthan Gum, Rosmarinus Officinalis Leaf Oil, Glyceryl Stearate, Citrus Sinensis Peel Oil Expressed, Stearic Acid, Lavandula Angustifolia Oil, Glycerin, Argania Spinosa Kernel Oil, Simmondsia Chinensis Seed Oil, Dehydroacetic Acid, Sodium Lauroyl Glutamate, Centella Asiatica Extract, Limonene, Linalool.

    Frotar las manos palma con palma, sobre dorsos, espacios interdigitales y muñecas durante al menos 10 segundos. Aclarar con abundante agua corriente.

    Jabón de manos reparador con aceite de argán, aceite de jojoba, aceite de coco y aceite de oliva. Arrastra fácilmente los restos de suciedad, células muertas y grasa, aportando un extra de hidratación. Cuida las manos, dejándolas suaves y limpias sin irritar ni generar astringencia

    Estimula la activación de los fibroblastos de la piel gracias a la centella asiática.

    Estimula la renovación celular.

    Repara la piel dañada, el envejecimiento y la tirantez.

    Tiene propiedades antioxidantes gracias al aceite de jojoba.

    Aceite de Argán: El aceite de argán es rico en vitamina E, vitamina A, contiene una gran cantidad de antioxidantes y posee el 80% de ácidos grasos esenciales como el ácido linoleico, oleico, araquidónico y gamma linoleico. Por este motivo, es un aceite con grandes propiedades antioxidantes, hidratantes, nutritivas y regenerantes. Aparte de sus cualidades hidratantes y antioxidantes que combaten los signos de la edad, ofrece propiedades regenerativas para la piel que restauran la película hidro-lipídica, mejorando la eslasticidad de la piel. Está muy indicado para pieles con problemas de acné, irritaciones, eczemas, psoriasis, sequedad o quemaduras.

     

    Aceite de Jojoba: Contiene una elevada concentración de vitamina E y minerales. Esto hace que este aceite sea un potente antioxidante y proteja la piel de los efectos de los radicales libres, responsables de algunos tipos de cáncer y del envejecimiento de la piel. También es un excelente antibacteriano y fungicida y muy eficiente en regular los niveles de grasa de la piel.

     

    Extracto de Centella Asiática: Interviene en la circulación sanguínea y en la producción de colágeno. Aporta antioxidantes que ayudan a tratar los signos de la edad. La Centella Asiática está destinada a mejorar la hidratación, retrasar la aparición de arrugas y renovar los tejidos. Todo esto sin olvidar el enorme poder cicatrizante de esta sustancia. 

    Aqua, Cocos Nucifera Oil, Olea Europaea Fruit Oil, Cetearyl Alcohol, Sodium Hydroxide, Citric Acid, Benzyl Alcohol, Xanthan Gum, Rosmarinus Officinalis Leaf Oil, Glyceryl Stearate, Citrus Sinensis Peel Oil Expressed, Stearic Acid, Lavandula Angustifolia Oil, Glycerin, Argania Spinosa Kernel Oil, Simmondsia Chinensis Seed Oil, Dehydroacetic Acid, Sodium Lauroyl Glutamate, Centella Asiatica Extract, Limonene, Linalool.

    Opiniones de los clientes

    Según 1 review ¡Escribe tu opinión!
    ×
    ¡10% DE DESCUENTO EN TU PRIMERA COMPRA CON EL
    CÓDIGO KRIIM10!